El mediocentro de Setién

Parece inminente la llegada de Andrés Guardado al Real Betis de Quique Setién e incluso, el vicepresidente deportivo del equipo, Lorenzo Serra Ferrer, dio casi por hecho el fichaje y mencionó que “Nos va a aportar muchísimas cosas. Es un gran futbolista, con un currículum impresionante. Ha elegido el Betis como puesta a punto para jugar su cuarto Mundial, esto ya dice la magnitud y relevancia de este jugador. Y después está su experiencia y polivalencia, además de su técnica. Puede jugar de tres, de seis, de diez, de once (…) Tiene unas cualidades magnificas, he estado hablando con Cocu, su entrenador, viejo amigo y jugador que dirigí, y habla maravillas de su calidad humana, su carácter de líder, su polivalencia… Creo que dará experiencia, una ilusión fenomenal, compromiso… Estoy convencido de que va a encajar perfectamente”.

Es de destacar lo mencionado sobre su polivalencia ya que ha evolucionado mucho su posición en el terreno de juego. En fuerzas básicas del Atlas era un mediapunta, debutó como carrilero, en su primera experiencia europea en el Deportivo La Coruña jugó como extremo, se le habilitó como lateral en Valencia y finalmente, en el PSV encontró su puesto actual: el mediocentro. Le ha sentado muy bien jugar en esa zona ya que no tiene las mismas capacidades físicas de hace algunos años como su dinamismo y velocidad, pero puede explotar sus capacidades técnicas como el buen toque de balón, su decente visión de juego y su correcto posicionamiento defensivo, por lo que funciona de maravilla en un fútbol de posesión y posición como lo es el de Quique Setién. De igual forma puede jugar como interior tal y como lo hizo con la selección mexicana en la reciente Copa Confederaciones, principalmente con apariciones entre líneas.

Su llegada al equipo bético ha sido cuestionada ya que no disputará competición europea, cosa que sí hacía en Holanda. Sin embargo, seguramente su paso por el Betis será de mucho aprendizaje y significará su asentamiento como mediocentro posicional y tendrá un rol protagonista, así como lo tuvo Roque Mesa en Las Palmas con el propio Setién. Además de que podrá jugar en una liga de mayor exigencia y donde podrá competir con futbolistas del más alto nivel.

4 Comentarios Agrega el tuyo

  1. Pingback: Verde esperanza

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *