Balón en Profundidad

Fútbol hasta la línea de gol

Jugadores

Nunca es tarde para el olfato goleador

Uruguay ha sido – y será – siempre una de las incógnitas más difíciles de despejar dentro del mundo del fútbol. Una región que no supera los tres millones y medio de habitantes puede presumir de tener en su poder dos campeonatos del mundo de fútbol y ser parte esencial en la historia moderna de este deporte. Cuando uno pregunta por las calles del país celeste qué diferencia a los uruguayos del resto del mundo la gente lo tiene claro: el carácter charrúa. Difícil de entender para los que observamos desde la lejanía, pero algo inherente dentro de la sociedad uruguaya. El rendimiento actual de Christian Stuani pasada la treintena de edad es otro paradigma celeste sin resolver. El delantero del Girona es un referente ya para el club catalán, habiendo comenzado la temporada como un tiro compartiendo liderato en la tabla de goleadores con Leo Messi.

Sin duda, repasar la carrera de Christian Stuani es revisar la carrera de un trotamundos del fútbol. Formado en las categorías inferiores de Danubio, no tardó demasiado en despuntar para los clubes europeos, siendo el Reggina el que se hizo con sus servicios. Después de varios préstamos, recaló en el Espanyol, donde se dio a conocer en España como un extremo reconvertido por Javier Aguirre. En este punto encontramos un aspecto clave en su carrera: la reconversión a extremo con llegada y gol le posibilitó ganarse la confianza de Óscar Washington Tabárez para la selección nacional de Uruguay. Los grandes arietes charrúa que ha ido dando el pueblo uruguayo en los últimos años siempre lastraron a un Stuani que, en cuestión a nivel goleador, desarrolló una carrera intermitente.

La reconversión a extremo con llegada y gol le posibilitó ganarse la confianza de Óscar Washington Tabárez para la selección nacional de Uruguay.

Con el conjunto perico logró anotar 29 en 117 partidos sin ser referencia ofensiva. Sin embargo, su paso por el fútbol inglés recalando en el Middlesbrough cambiaría por completo su carrera. Afianzado en la posición de punta, en Inglaterra adquirió varios aspectos tácticos y técnicos que le hicieron regresar a España con más fuerza. De nuevo un club catalán llamó a las puertas de Christian y este aceptó sin rechistar. Ha sido en Montilivi donde Stuani ha encontrado su sitio, pasada la treintena de edad. Treinta y ocho encuentros ha disputado con el Girona, habiendo marcado un total de 26 tantos en esos partidos. Cifras de goleador insaciable, de esos que no para de dar el fútbol uruguayo. Sus goles permitieron al club rojiblanco cuajar una temporada para la historia en la 2017/2018. El Girona de Machín quedó en una meritoria décima plaza, luchando por Europa casi hasta el final y sin pasar apuros para mantener la categoría.

Stuani ha funcionado con los dos técnicos que ha tenido en las filas del Girona. Con Machín se destapó en La Liga como un gran goleador, terminando la temporada con 21 goles en 33 partidos disputados. La gran mayoría de tantos que marcó la pasada campaña significaron puntos. Se presentó con un doblete ante un Atlético de Madrid que no pasó del empate, marcó en la histórica victoria gerundense ante el Real Madrid y repartió sus goles de forma muy equitativa durante la temporada. Mucho tiene que ver en su rendimiento goleador la gran pareja que forma con Portu. Los dos delanteros se entienden a la perfección y en el campo lo demuestran con un elenco de movimientos tremendamente compatibles y sinérgicos. Ambos se mejoran mutuamente y, fruto de ello, el Girona disfruta de una de las mejores duplas de delanteros del fútbol español.

La gran mayoría de tantos que marcó la pasada campaña significaron puntos.

Stuani es un goleador silencioso. Tal vez su época en el Espanyol aún nuble la vista a muchos, pero se ha convertido en un jugador tremendamente eficaz de cara a portería. A la vista están sus números. Actualmente, el charrúa es el máximo goleador del Girona en Primera División. Al equipo le costó arrancar el mismo tiempo que tardó Christian Stuani en ver puerta en la presente temporada. Su primer tanto de esta campaña significó tres puntos de oro en el Estadio de la Cerámica. La siguiente historia ya se conoce: dos dobletes consecutivos y cuatro puntos conseguidos con la victoria ante el Celta de Vigo y el FC Barcelona en el Camp Nou.

1 COMENTARIO

¿Algo que añadir?