Equipos

Pundonor hasta la victoria

El Alavés se sitúa segundo en esta Liga Santander en una mezcla entre su juego y su mentalidad positiva. Un gran trabajo de Pitu Abelardo.

Diez jornadas son ya suficientes para que cualquier análisis de una dinámica o trayectoria tengan una buena base, un fundamento sólido sobre el que asentarse a la hora de comenzar estas líneas. Es por ello que hablar del Alavés como uno de los mejores equipos de esta Liga Santander no es ninguna osadía. El conjunto dirigido por el Pitu Abelardo es uno de los más sólidos y mejor trabajados en el campeonato nacional. Su segunda posición no es fruto de la casualidad, y es que si bien otros conjuntos con aspiraciones mucho mayores han comenzado esta liga de forma errática, el Alavés ha sido uno de los que se ha aprovechado de la tesitura para ocupar unas posiciones muy por encima de sus expectativas.

20 puntos a raíz de seis victorias y dos empates colocan a los vitorianos como segundos a tan solo un punto del FC Barcelona. Puntos que, si bien en algunos partidos logró a partir de un gran planteamiento y desarrollo, son varios los casos en los que los babazorros han conseguido su botín en los últimos instantes. Ante el Getafe, con gol de Calleri en el 93, el Alavés obtuvo un empate de gran valor ante el siempre correoso conjunto azulón de Bordalás, pero en otras tres situaciones el cuadro de Abelardo logró con un gol en el descuento no solo un empate sino la victoria. Ibai Gómez dio los tres puntos ante el Valladolid en el último minuto tras un partido muy disputado. En la visita del Real Madrid a Mendizorroza será difícil de olvidar el gol del capitán Manu García para dar una histórica victoria a los suyos en la última jugada del encuentro. Y el último ejemplo lo encontramos esta misma jornada, donde Borja Bastón salió desde el banquillo para rematar la remontada al Villarreal en el 94 aprovechando un largo descuento. Puntos que valen lo mismo que cualquier otro.

El Alavés se está caracterizando por una fuerte mentalidad que le está permitiendo obtener resultados en los minutos finales.

Esto no es una cuestión de suerte o fortuna, sino que responde a diversos factores que además identifican a este Alavés. Por un lado está la capacidad de tener en dinámica de equipo a varios de sus jugadores, no solo a los once que habitualmente se vistan de corto. Casos como los goles de Manu García o Borja Bastón vienen a evitar que tanto los hombres que juegan con menos asiduidad así como los que entran desde el banquillo están siempre listos para dar un rendimiento inmediato, algo siempre importante para sacar adelante partidos en un torneo de una competitividad total. Por otro lado, estos goles tan tardíos también son una muestra de la fortaleza mental de este Alavés. Un equipo que no se rinde ante la adversidad, que cree en sus opciones y crece a partir de ellas para sobreponerse en cualquier situación de partido. Un reflejo de la intensidad que Abelardo imprime en los suyos desde la banda y de la que los jugadores se contagian y trasladan al terreno de juego. Un apartado mental, quizás menos perceptible que una acción técnica o táctica pero que también trabaja y con éxito el preparador asturiano.

No solo en el aspecto táctico es en lo que destaca este Alavés, con un sistema más bien “simple” en forma de 4-4-2 y con un gran protagonismo de sus bandas en fase ofensiva y de la buena disposición de su retaguardia en defensiva, sino que el apartado mental, tanto en confianza como en determinación, es un aspecto tan trabajado que permite al conjunto babazorro ser segundo tras diez jornadas con total merecimiento. Bases suficientes para que la dinámica continúe igual, pero aventurarnos en qué puede llegar a ser este Alavés forma parte de la predicción y no del análisis, así que mejor disfrutemos cada semana de estos gloriosos gladiadores mientras cuerpo y mente acompañen.

0 comments on “Pundonor hasta la victoria

Deja un comentario

A %d blogueros les gusta esto: