Balón en Profundidad

Fútbol hasta la línea de gol

Jugadores

‘SuperJuanpi’ sobrevuela El Alcoraz

El ascenso histórico a Primera ha dejado en Huesca una euforia inconmensurable. Con independencia del resultado final, los aficionados oscenses están disfrutando de un camino precioso para su entidad. Aunque comenzara con una mala forma y un fútbol algo desorganizado, Francisco ha logrado devolver el optimismo a las gradas del Alcoraz. De hecho, el mercado invernal les ha permitido pensar que la permanencia no es ninguna broma. La llegada de Enric Gallego ha cambiado radicalmente el juego ofensivo del Huesca, aunque no es el único. Y es que un ‘superhéroe’ ha aterrizado en el estadio.

Procedente del Málaga —ha llegado cedido hasta final de temporada—, el extremo diestro Juanpi Añor es un nombre que ya se ha ganado a la afición. A sus 25 años, el zurdo no ha conseguido asentarse en el fútbol de élite. Pero en su aventura con el equipo de Francisco ha demostrado, en solo cuatro encuentros, que su calidad es sorprendente. Se trata de un futbolista que nace pegado a la cal. Sin embargo, su madurez futbolística le ha hecho pensar de una forma diferente. Al venezolano le gusta jugar por dentro, desbordar, asistir y jugar entre líneas. Sabe situarse entre los jugadores rivales para superarles en el espacio que deja la zaga rival tras su espalda, con el fin de recibir con un obstáculo ya superado.

Con Juanpi en el equipo, el Huesca mejorará sus facetas ofensivas y el trí que formará con Enric y Ferreiro complicará los partidos a sus rivales.


Hay que hablar, cuando aparece su nombre, de la precisión que ostenta con sus pies. Sin ser un goleador enrabietado, Juanpi dispara siempre a portería con una sangre fría pasmosa. Como asistente, destaca al nivel de ser un jugador que introduce balones en la última línea de su equipo sin que los rivales sepan cómo lo ha hecho. Y en el Huesca, esto es un factor muy positivo. La presencia de Enric Gallego en la punta de la lanza será clave para el juego asociativo que provocará el extremo venezolano. Le favorece jugar al lado de Enric más que tras él. El 3-4-3 que está asentando Francisco en tierras oscenses también le beneficia para jugar entre líneas. Además, con un todoterreno como Ferreiro en la otra banda, el Huesca cuenta con más alternativas al ser Juanpi un jugador que tiende a internarse. Asimismo, el buen juego colaborativo de Enric le permite unirse a la ofensiva con mucha velocidad.

No obstante, que sea un futbolista que trace diagonales y que se interne entre las primeras líneas rivales no quita que deje de ser un extremo. Por banda, es capaz de desequilibrar para encarar y filtrar balones por encima de la defensa. Aun así, aunque acabe desviando su posición al medio, consigue habilitar un carril diestro imprescindible para el sistema de Francisco. Y es que las subidas de Miramón le dan un compañero ideal a Juanpi para asociarse en banda, con una pared que habilite el espacio en el costado al carrilero. Ni que decir tiene que, con futbolistas en el plantel como Moi Gómez, Melero, Gallar o Cristian Rivera, Juanpi podrá sentirse cómodo al centrar sus esfuerzos en tres cuartos del campo. Los mencionados son futbolistas que permiten al Huesca realizar una transición vertiginosa, en busca de una figura como Enric que estire el dibujo para que los carriles tengan más espacio. Así, Juanpi contará con una disolución importante de la compactación de las líneas rivales. Esto le facilitará a la hora de jugar entre líneas, lo que será ideal para que el fútbol del Huesca de Francisco termine de carburar.

Francisco ha recibido dos incorporaciones de un gran nivel para tratar de conseguir la ansiada permanencia. Y el Huesca tiene ya argumentos para volver a soñar.


La llegada de Juanpi, por tanto, abre un abanico de posibilidades al míster del conjunto oscense. Con él, el equipo podrá decidir entre unos carriles con mucho espacio, un juego entre líneas por el carril central o, incluso, un juego directo con llegadas desde atrás que apoyen a un guerrero como Enric. Pero Juanpi es ya un arma imprescindible para Francisco. Y el Huesca, un serio candidato a conseguir la permanencia, aunque no sin esfuerzo.

¿Algo que añadir?