Balón en Profundidad

Fútbol hasta la línea de gol

Partidos

Charles frena el sprint final del Valencia

El Valencia CF perdió el domingo uno de los tiros que tenía en la recámara para asaltar la cuarta plaza de la clasificación que le facilitara el acceso a la próxima edición de la Liga de Campeones. Las últimas dos derrotas de los ches han frenado en seco su ascenso a tal posición, aunque en esta jornada sus rivales Sevilla y Getafe le dieron un respiro al perder también sus encuentros, dejando la lucha en tablas y al equipo madrileño, por el momento, como vencedor provisional de tal competencia. El duelo entre Valencia y Eibar en Mestalla tuvo emoción e intensidad y un dominio alterno que solo consiguió rentabilizar Charles Dias con su gol número 14 en Liga en el minuto 93, que dejó helado al estadio valencianista.

Hasta que Parejo cogió el mando, el Eibar dominó el escenario y jugó en campo contrario.

 

Durante la primera mitad, José Luis Mendilibar logró colocar a su equipo en campo contrario. La discreta actuación de Dani Parejo en esos minutos facilitó la labor a los armeros al provocar la división de la posesión, encontrando así los caminos para elaborar su juego. Un insistente Rubén Peña fue protagonista constante por banda derecha, aportando profundidad y anchura y buscando el corazón del área mediante el centro lateral como método para acosar a un gran Neto. La soledad de Sergi Enrich en punta permitió a los centrales locales controlar el punto de penalti, y esto alejaba a los visitantes del gol, con un sensacional Gabriel Paulista. Aunque José Luis Gayà se mostró seguro en la defensa de su zona, la división de atenciones que debió ejecutar ante Pedro León y el mencionado Peña generaba siempre algún espacio en ese carril, no siempre bien apoyado por Gonçalo Guedes.

El ataque del Valencia, mientras esperaba el asentamiento de Parejo en el encuentro, dependió siempre de un preciso y dañino Rodrigo Moreno. Jugó mucho y muy bien de espaldas, desmarcándose entre líneas y a partir de ahí generando espacios y juego con apoyos y descargas a banda con dirección Guedes en izquierda y Gameiro en derecha. El francés, durante la primera parte, insistió en el desmarque de dentro hacia fuera dando mucho aire a su equipo que por aquel lado tuvo poco filo con un plano Ferran Torres y un tímido Daniel Wass. Aunque, al final, la ocupación del área de Marko Dmitrovic siempre se veía comprometida y quedaba sin cubrir.

El Valencia no aprovechó sus minutos de dominio y Charles consiguió lo que no logró antes Gameiro.

 

Conforme el capitán che fue apareciendo, el Eibar fue teniendo dificultades para presionar y mantener la posesión en campo rival. Con el balón ya manejado por el 10, el sistema de Mendilibar perdió capacidad para habilitar a sus laterales y no les dejó condicionar el partido con su frecuencia ofensiva como suelen hacer. A partir de esta circunstancia, los centrales Sergio Álvarez y Paulo Oliveira comenzaron a sufrir con los desmarques a sus lados de Gameiro y Rodrigo y con los envíos verticales que recibían. Sin embargo, faltó precisión ante Dmitrovic y este dominio quedó estéril a nivel de marcador. Finalmente, en un último arreón, el Eibar logró poner delante de Neto a Charles, que ya no falló el tanto que pone prácticamente la salvación en sus manos y complica la nota final de este Valencia en la Liga 2018-2019.

¿Algo que añadir?